19 septiembre 2008

Magia
Ferrán Latorre, Juan Vallejo, José Carlos Tamayo, Alberto Iñurrategui y Mikel Zabalza. La actualidad está tan asquerosamente plagada de noticias y sobre todo de noticiejas que no suele haber espacio para las noticias de verdad, para cuando unos hombres, sin más aparejos que los necesarios, se suben a una montaña que por puro inmensa pero poco conocida apenas dos o tres medios de comunicación, entre ellos éste, se hacen eco de la hazaña que acaban de lograr. Han pasado ya casi dos meses del ascenso de este quinteto al Gasherbrum IV, una montaña que apenas por 75 metros no alcanza el título de ochomil, pero que, con esta última de julio, sólo ha sido ascendida en cuatro ocasiones, lo que da fe de su tremenda dificultad. Es curioso cómo funciona la actualidad. Cuando se murió nuestro gran amigo Iñaki, tuve ocasión, muy a mi pesar, de dar caña a los medios de comunicación nacionales acerca del escasísimo seguimiento que llevaban a cabo acerca de las expediciones que trataban de cumplir sus sueños. Algunos de esos momentos, que tenían lugar en directo, fueron particularmente duros, en la medida en la que el tratamiento de la noticia de Iñaki había sido exquisito y respetuoso. No obstante, mi empeño no era otro que hacerles ver que no sólo se puede informar de algo cuando viene mal dadas, como sucedió este verano con la tragedia-inconsciencia del K2. El periodista -recuerdo a uno de la SER, del programa más escuchado de la radio española- me daba el sí de los tontos, consciente de que a la vuelta de publicidad iba a entrevistar a Robinho, que se había torcido un huevo. No ha servido para nada. Y, aunque ya en aquel momento lo sabía, no deja de ser un palo contemplar que la vida sigue igual, que ir por donde nadie o casi nadie fue y hacerlo además con un estilo y una ética que ya no se encuentra en las tiendas sigue sin ser noticia, sigue sin ser importante. Les cuento esto porque aquella tarde en el G IV hubo magia, hubo vida a raudales.

1 Comments:

Blogger Luispi said...

Hola Jorge.

No tengo nada especial que comentar acerca de este artículo, así que slo quería decir que me encanta este blog y la manera que tienes de escribir. Directo al grano, sin arabescos ni artificios.

Luis

9:05 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home