01 febrero 2013

Agujero


Igual habrían leído algo, pero ya estoy yo aquí para informarles bien y a tiempo: Armstrong reconoció que se dopó. Venga, ale, no se disgusten. Ya ha pasao. Ayer, el que reconoció que se dopaba fue Michael Rasmussen, aquel al que Alberto Contador atacó creo que 30 veces en una etapa pirenaica del Tour de 2007, cuando Rasmussen iba de amarillo, ese Tour que no ganó y sí Contador porque su equipo le hizo abandonar. A Rasmussen. Los ataques de Contador –el del solomillo que luego fue no sé qué y ahora sobre lo de Armstrong dice que ‘hay que pasar página’- en una etapa espléndida fueron sobre todo en el Peyresourde. Una vez estuve allá, en 1993, cuando Rominger, que reconoció a David Millar que sin dopaje no había nada que hacer, más apretó a Miguel Indurain en un Tour. Estaba tremendo el suizo. En la cima del Peyresourde hay unos metros dentro del monte una caseta con un baño. De madera. El baño es de esos de asiento de madera corrido y agujero que se tapa con una tabla. No miré, no tengo tanta curiosidad y sí nariz. Y además había prisa por llegar a la meta de Saint-Lary. Brutal cómo apretó Romiger ese día, pero no miré aquel agujero, no tenía curiosidad. Tampoco la jueza de la Operación Puerto, en un juicio en el que el principal acusado, Eufemiano Fuentes, se ofrece para desvelarle los nombres de todos los deportistas que se hacían con él ilegales transfusiones de sangre y la jueza dice que ella no le pregunta eso, con lo cual será que no quiere saberlos. Esto es muy español. Curiosidad, legalidad, dignidad, verdad: ¿para qué, con lo bien que lo pasamos? Quita, a ver si nos vamos a llevar algún disgusto y eso no, jamás. Tenemos monarquía sencilla, un partido honesto en el poder y un deporte sin tacha. Y al que le joda, que meta la cabeza en aquel agujero francés.

1 Comments:

Anonymous Txandrios said...

Y el Camps absuelto, y el kamikaze indulatado por Gallardón... así que cuando me toca ir a otros paises europeos serios se me rien a la puta cara. La independencia ya no es una opción, es una necesidad.
Salud

10:44 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home