30 marzo 2011

Estrella errante

A mi amigo Txutxin le faltaba casi dedo y medio de las manos. El casi dedo entero se le fue cuando teníamos unos 15 años, cortando algo. El otro medio, cuando ya llegábamos a los 30, cortando otro algo. Al principio le costó asimilarlo, pero luego lo llevaba bien, tanto que, cuando nos emborrachábamos y en algún bar se fijaban en nosotros algunas chicas que no nos conocían, se metía en la nariz el muñón del dedo que le faltaba como si tuviese metido el dedo entero hasta el cerebro y las chicas dejaban de mirar o salían de allí por patas. Nos moríamos de risa y pedíamos otra. La clásica cuadrilla navarra, vamos. Hace cinco años y unos meses que una noche de sábado me despedí de él en un bar del Casco Viejo y ya no lo he vuelto a ver, porque a la tarde siguiente se fue a dar un paseo con la moto y se dio el único y último golpe de su vida. Ayer volví a entrar en ese bar creo que por vez primera desde entonces, me pedí un botellín de agua y no sentí nada especial, pero ha sido ahora, al llegar a casa y ver su foto en la estantería, cuando me he acordado hasta las últimas consecuencias del que era y sigue siendo uno de esos siete u ocho amigos que han saltado contigo todos los charcos del camino desde que no levantabais un palmo y el mundo era un sitio confortable y caliente. Miro su foto y confirmo que, aunque sea un hecho físico tonto, era guapo y que a mi me hacía mucha gracia cuando iba diciendo por ahí que yo era su hermano pequeño, el que “se quedó con la peor parte”. Ahora estaría cerca de los 40, tendría aún más canas y seguramente nos hubiera hecho tíos a todos y madre a su eterna chica. Le veo subirse a la moto, sacar su media sonrisa de cabrón y decir que enseguida vuelve. Disculpen la confidencia, pero le echo mucho de menos los días que estoy contento.

34 Comments:

Anonymous Miki said...

Estas columnas son una putada a los que somos hiper empáticos, porque no es justo que nos hagas soltar lagrimillas de par de mañana!!

Un super abrazo, Jorge!!!!

7:29 a. m.  
Blogger jorgenagore said...

así eliminas las cervezas del miércoles pasao.
abrazo!!!

8:11 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Y para los que hemos pasado por un trance similar tambien son una putada pero gracias por escribir en tus columnas sentimientos que seria incapaz de explicar.

8:22 a. m.  
Anonymous Patxi Agurondo said...

Lo siento.

"(...)me he acordado hasta las últimas consecuencias DEL que era y sigue siendo..."

8:49 a. m.  
Blogger jorgenagore said...

Gracias, Patxi.

8:56 a. m.  
Anonymous Franziskano said...

Joder Patxi, gracias por tu sensibilidad.
Grande George. Grande Txutxin.

9:57 a. m.  
Anonymous Luis said...

se agradecen estas columnas, así, de par de mañana. Yo (su "otro" hermano pequeño, el biológico) me quedé la otra parte también, evitando trabajar con las máquinas que te cortan dedos, con bastante menos gracia con las chicas.. Dentro de poco le haré tío y miro su foto y sonrío, quedan muchos buenos recuerdos. Un abrazo Jorge.

10:10 a. m.  
Blogger jorgenagore said...

yo también sonrío Señor Grifos. Ya nos contará irá contando Marta.
abrazos grandes.

10:20 a. m.  
Blogger Jeeper67 said...

Cojonudo, Jorge, me ha tocado la fibra...por razones personales. Siempre hay gente que se te va pero se te queda metida dentro.

¡Un fuerte abrazo!

10:31 a. m.  
Anonymous Txandrios said...

No hace quince días nos abandonó aita. Complicaciones increíbles en una operación fuerte pero no especial. Un servicio de atención y médico (público) increible no pudieron. Y tras cinco meses interminables de lucha, aita "dijo": hasta aquí, yo. Ahora vosotros.
Como en mi pueblo somos así, en diez días cayeron seis vecinos. De todas las edades. Jodidos, parece que en este pueblo el camino que se ha de recorrer con los ojos cerrados es mejor hacerlo en grupo.
Salud

12:24 p. m.  
Blogger Begoña Larraya said...

Txiskin, soy Txetxu. Qué quieres que te diga...Txutxin, Patán...Es curioso, pero es también cuando mejor estoy cuando más le suelo llorar en la ducha.
Un abrazo gordo

12:26 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

Txandríos: mucho ánimo.
Txetxu: ¿qué quieres que te diga, compadre? Que muchos muchos abrazo y que estarán preparándonos la cena.

1:00 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

otro abrazo, Roberto.

1:08 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

que grandes recuerdos. kutx

1:08 p. m.  
Anonymous Bitxo said...

Yo también lo echo mucho de menos y me hubiera gustado ser la mamá del "niño pelirrojo con cara de cabrón y se llamará Nicolás"...al que lo primero que quería hacer cuando llegase era subirle a la moto y llevarle al cole en moto...sueños rotos!!!

Tecnicamente era "el hombre más guapo del mundo" pero para mí hoy aquí tu eres el segundo (quitamos a Brad Pitt)

Te quiero mucho Txis, ya lo sabes, y gracias por escribir lo que sientes.

Un besazo ;)

4:16 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

bitxooooooo.
mil besos.

4:57 p. m.  
Blogger vastoscampos said...

Preciosa columna, lo he leído mientras desayunaba en el periódico y no me he podido resistir a comentar. Lo siento.

4:59 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

no hay nada que sentir, vastoscampos, al revés. Gracias.

5:00 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Se dice "por la tarde" y no "a la tarde", aunque sea muy navarrico.

5:17 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

ja ja, muchas gracias, de verdad, ya se ve que hay gente 'pa tó'.

6:12 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

Por cierto, últimamente tengo numerosos correctores-as. No me vendría mal un mail al que enviaros antes el texto, ja ja.
Muchas gracias, en serio.

6:18 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Para eso estamos tocayo, siempre que se pueda aportar algo de manera constructiva se hará.

6:39 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

Muchas gracias, Jorge, ja ja.
Saludos.

pd: ¿no tendrás bigote, je je?

6:45 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Lamento decepcionarte.

7:00 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

ja ja, nada, es tontería, es q hay un Jorge con bigote que conozco y os pareceis escribiendo.

7:50 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Amigos que han saltado contigo todos los charcos del camino desde que no levantabais un palmo y el mundo era un sitio confortable y caliente.

La quinta vez que leo esta descripción de vida canija...y sigue el sube y baja por la espalda

9:34 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Escuece, pero que bonito lo has hecho.

Gracias Jorge siempre tan majico, no te conozco de nada, eres de otra quinta bastante mayor pero qué a gusto me sentaba una tarde contigo, no das charlas o algo? se me queda corta la columna...

Un abrazo!

10:58 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Lo siento Txandríos!!!

11:01 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Yo también tengo mi "Txutxín". Gracias por la comumna.

11:16 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

Simpática-o anónima-o de las 10.58: muchas gracias, pero a mi a veces las columnas se me quedan largas, así que imagínate las charlas, ja ja. Un abrazo.

11:23 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

A ti.

11:23 p. m.  
Anonymous Tubbs said...

En mi casa no hay ni una jodida foto de mi familia. Sólo tengo una sanferminera en la que tanto Bitxo como el hermano del Señor Grifos se mean de la risa. Cualquier día me agencio otro portaretratos y le aplico una foto de todos los saltacharcos para que nos ríamos juntos.

6:45 p. m.  
Blogger jorgenagore said...

Ya estás tardando.
besos.

7:45 p. m.  
Anonymous Bitxo said...

Querido Tubbs, yo quiero ver esa foto...así que no encuentro mejor excusa para que me invites a tu casa a cenar, y tengo alguna foto de los meacharcos muy buena, pero tu seguro que tienes más, así que "ya estas tardando"
Besazossss!!!!

11:43 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home