11 abril 2012

¡Dios!


Tengo un problema muy serio, del calibre del de Barcina teniendo que elegir entre lo que dice Roberto o lo que dice Mariano, ya sea la bajada de pantalones fiscal, la de la nada sorprendente tarascada a la inversión en Sanidad o Educación o prácticamente todo lo que sucede por debajo del Aneto. Este problema Roberto no lo tiene, ya que, al no ser un asunto emocional sino meramente práctico, no le afecta. Mariano, lo que le digan los mercados, los de a bastos no nos gana nadie. Lo mío es la clásica disyuntiva, ya saben: cojo esto o aquello, me quedo como estoy, aspiro a todo, total pa qué, por qué a mi... Rutina. No sé qué hacer. El problema es el siguiente: el domingo a las 8 en Baluarte canta Sergio Dalma y a las 8 y media en Noáin lo hace Zeus Tous. Yo, siendo un hombre de recursos –aunque sin dinero, justo para la Villa-, perfectamente puedo oír el primer tema de Dalma, salgo corriendo despavorido nunca mejor dicho hasta la parada de la Estación de Autobuses, pillo la 16 a las 20.11, rezo esos 15 minutos, me bajo enfrente del Auditorio de Noáin –Karolo: estate a y 20 y me llevas oxígeno. Gracias, majo-, piso puerta a y 28 y para y 29 se bajan las luces y aunque resoplando si de entre las bambalinas sale Zeus ahí que estoy ya yo, dispuesto a que sea lo que Dios quiera y Zeus también. Y eso habiéndome ya metido en los tímpanos el Bailar Pegados, que si no te importa Sergio me lo cantas a lo primero, que lo habré oído siete millones de veces desde 1991 y quiero ver si es cierto que la canción es de verdad, que tengo una apuesta. Escuchar ésa cosa y comprobar que el hijo de Sara Montiel es real y no un holograma bien merece la pena gastarse la paga del domingo. Y el domingo entero, si hace falta. ¡Y viva la Cultura en los edificios públicos!

6 Comments:

Anonymous Txandrios said...

¿Por qué en las casi mejores columnas del año?, ¿Por qué?. La de reflexión acojonante, teniendo en cuenta que conozco a dicho artistoide desde que el reloj sirve p'a contar el tiempo. Por cierto, ¿quién es Zeus Tous?, ¿striper en Ira de Titanes?.
Salud

9:47 a. m.  
Blogger jorgenagore said...

Luego las pego, ñokas, jeje, que no me daba tiempo. Ni me acuerdo del 'artistoide', me quedo con Jose Ramón Anda.
¿Zeus Tous? Me decepcionas, Txan. Coño, una leyenda.
Salud.

9:59 a. m.  
Anonymous Soyamaiur said...

¿Y habrá público en el Baluarte? Sobre gustos hay mucho escrito pero poco leído. El abarcinamiento es lo que tiene.

Lo de Zeus es que no sé qué es... pero me ha servido para enterarme de que en Noáin hay un Auditorio. La pocha.

Y tendremos festival de música indi en junio. Más bien. Todos grupos alternativos y de garaje. Emergentes. Vanguardistas. Lo último de lo último. Clásicos modernos: al festi de Bilbao viene Radiohead y al de Pamplona Vetusta Morla. El abarcinamiento es lo que tiene.

10:44 a. m.  
Blogger Jesus Jimenez Juango said...

Simplemente, grandioso!!!!

J

6:08 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Soyamaiur, no todo el indie es Vetusta Morla, este festival en Pamplona es un hito que muchxs disfrutaremos. Tiene vocación de permanencia pero, como todo lo que recibe ayudas del ayuntamiento, dejará paulatinamente de recibirlas así que irá agonizando año tras año hasta desaparecer. Aprovechemos mientras tanto y vamos a darlo todo...
Punset

6:45 p. m.  
Anonymous Soyamaiur said...

Anónimo de las 6:45, disculpa por no contestarte ayer por la tarde, pero lo hago ahora.

Bajo mi punto de vista el cartel del festi indi está más que amortizado. Pero bueno, siempre hay gente que todavía hoy es capaz de ir a ver los Rolling, no ya por mitomanismo -entiendo- si no por escuchar un concierto -no entiendo-. Pero llamemos las cosas por su nombre, y este cartel es de tercera división. Y yo me lamento de que Pamplona esté en tercera división. Eso es el abarcinamiento. Seguramente iré a escuchar a Vetusta Morla, (y sobre todo al Columpio) pero no creyendo que esto es una pasada, sino que... en fin, Pamplona, pueblico cada vez más pueblico.

Respecto a que el ayuntamiento y/o instituciones destinen dinero a este evento, estoy hasta el gorro de esta cultura de la subvención. Me parece un abuso.

Si quieres montar un festi haz números con dinero privado, jamás con dinero público. El dinero público, y más en 2012, está para otras cosas. El ayunta puede colaborar corriendo con gastos que cobra él mismo: seguridad y alquiler, limpieza y esas cosas, incluso puede echar una mano en asumir gastos de logística, pero jamás JAMÁS dando dinero.

Si quieres hacer un festi, insisto, te lo curras. Y si a la gente no le interesa y no va, pues palmas pasta. Y si a la gente le gusta y logras patrocinios PRIVADOS, pues hale, a disfrutar de las ganancias.

Otra cosa es que para inaugurar el Arena, el promotor pueda pedir que el Gobierno pague el caché de The Killers (es una idea ;)

10:39 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home