31 diciembre 2005


O sea tío

Uno comete excesos. Por ejemplo, llamar chivato a un currela de la zona azul, con lo tergiversada que está por aquí la palabra chivato y lo fácil que la gente coge el todo por la parte. Un hecho aislado no debería hacer grupo pero, como no suele ser así, mis disculpas por ello. Ahora voy a cometer otro exceso, que para retractarse siempre hay tiempo y pedir disculpas no es un problema, si la causa es justa. Voy a llamar borjas a los que van a correr el rally Dakar. Borjas, pocholos y lo que se les ocurra. Y no me vale que ahora ya esté el asunto del rally más democratizado y hasta un tipo de sueldo medio participe, no como antes, que sólo corrían los borjas de siete generaciones. O los nuevos ricos. Me da igual. Matan gente, aunque sin querer, a los niños que están tan tranquilos en su pueblo y a los que se les lleva una moto o un coche, a madres, a padres, a vacas. Se matan ellos también, pero ése es su problema, no de los mauritanos, guineanos o senegaleses. Vamos, a ver cómo nos sentaría andar un día subiendo Ortzantzurieta y que te aparezcan 15 yankees pijos con las amotos y se te lleven por delante al churumbel. Mal, claro. No les dejaríamos. Pero como los de abajo no se quejan y les regalas un boli y se callan, pues pa allá, a hacer el minga. Si quieren aventuras, que se vayan al Polo Sur, como Ernest Shackleton, y se peguen 16 meses atrapados en el hielo comiendo perros. O se suban el Everest en solitario y sin oxígeno, como Reinhold Messner, o el Makalu solo en invierno, como está haciendo Jean Cristophe Lafaille ahora mismo. Éso son aventuras. Lo demás, hacer el borja, aunque se maten. Esta vez no habrá disculpas. Feliz año a todos. A los pijos también. Al Cesar lo que es del Cesar y adiós, hasta el año que viene.

8 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Eres un jilipollas y si estas amargado tirate por la ventana.
Feliz año a todos...

1:19 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Acabo de leer, con pena y con desaliento, el "salivazo" que un miserable te lanza, por supuesto desde el anonimato. Y para más "I.N.R.I", acaba con un "Feliz a todos...".

A mi, Jorge, me pareces un excelente periodista. Un lujo para la cabecera que te da cobijo. Te deseo que, tus pocos años de experiencia, te hayan proporcionado la coraza suficiente para sobrellevar ataques tan injustos y tan inoportunos como el que nos ocupa.

En cuanto al autor del "zafio" insulto, sólo quiero decirle que recapacite un momento. Si después de hacerlo no reconoce que ha actuado con bajeza, es que se trata de un caso perdido.

6:50 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

nagore eres un crack,tus discursos me hacen reir y reflexionar al mismo tiempo

he aqui mi blog:http://spaces.msn.com/members/capitanangustia/?partqs=ayear%3D2005%26amonth%3D7&_c11_blogpart_blogpart=blogview&_c=blogpart

4:08 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

otro voto por ti nagore. eres el puto jefe.

10:03 a. m.  
Anonymous blackeyedboy said...

Estimado blogger, lamento tu animadversión a la carrera que criticas en parte, creo, a tu desconocimiento.
Igual que hay expediciones a las más inaccesibles cumbres en las que suben a los alpinistas en parihuelas y luego se hacen el retratito de rigor en la cima, el Paris-Dakar es una competición de pijos. La realidad, afueraparte de los susodichos, son los cientos de participantes y trabajadores de la carrera que van por afición o por cuatro duros y ellos si que arriesgan el pellejo y el dinero.
Cierto es que la carrera conlleva riesgos para los autóctonos de las regiones por donde pasa, pero no menos cierto es que en las ascensiones también mueren sherpas, porteadores o expedicionarios del tipo que sean, muchos de ellos pagados a precio de esclavo. También se arriesga la vida de los equipos de rescate cuando proceden a recuperar a alpinistas accidentados. La vida es asín y todo este tipo de hazañas-competiciones-espectáculos son lo que son.
Considero que con decir que no eres un amante de la carrera hubiera bastado. A mi magusa y a muchos amigos míos también. Un saludo. El primer comentario califica a quien lo hizo por si mismo. ManyCrismas.

12:39 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

gran defensa del rally has hecho. La diferencia es que al menos a los sherpas se les paga por su trabajo y van los que quieren y con ese sueldo viven todo el año y los autoctonos del rally lo único que ven son las pegatinas de la moto cuando se van a chocar contra ellos. No sé si le gusta al blogger o no, a mí sí, pero una cosa no quita la otra.
Many christmas.

12:50 p. m.  
Blogger blackeyedboy said...

Mi defensa del rallye se debe a que no me parece justo llamar pijos a los participantes. Los hay pijos, pocos, y de a pie, la mayoría.
Que es peligroso, ok me rindo. Aunque estoy seguro que por donde pasa siembra dinero además de cadáveres. No hay más que preguntar al beduino que vende agua en el desierto a precio de bombayazul. O al sahariano que suministra gasolina adulterada y hace gripar la trócola del motor al amateur que hipoteca la casa para correr.
Y que el alpinismo no es precisamente el espejo donde mirarse. Kathmandau en verano se parece a la peña Oberena un seis de julio a las 13:30 pero con menos calor.
!Aúpa el deporte amateur! !Y aúpa rojos¡

1:19 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Hello. And Bye.

4:03 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home