11 enero 2012

Cartas


Seguro que han soñado muchas veces –despiertos, que es como vale- que doblaban una esquina y se encontraban delante con alguien que sabían que no iban a encontrarse ya jamás. Y que incluso pasaron épocas en las que lo raro no era encontrárselo, sino no encontrárselo. Yo sigo soñando con eso. Porque eso no me lo van a quitar. Nadie. El miércoles me pasó. Y fue inolvidable. Volvía a casa y vi a lo lejos a alguien que creía que no vería. La persona también me vio. Y me arrodillé. Lo juro. Esa persona yo pensaba que estaba en la cárcel por un error que cometió. Y de hecho lo está, solo que tenía un permiso de unos días. Fueron unos segundos increíbles, gordos, sin palabras, al margen de todo lo que pueda suponer su error, de lo que yo opine de su error e incluso de esa persona. Nunca he estado en una cárcel, de las de barrotes, pero si paso más de 20 minutos en la Villavesa ya tengo la sensación de que me están robando la vida. Esa persona recibe siempre que es posible las visitas de familiares y amigos y va tirando. Y recibe una carta. Una carta todos los días. Todos y cada uno de los días recibe una carta distinta, enviada por la misma persona y escrita a mano. La mano de un familiar. No sé, se me quedaría todo tan corto que prefiero no decir nada. Cuando leo a Floren Aoiz como le leí el domingo o el sábado hablar de la ETA como si fuese una ideología como el marxismo o una clase de cosas que casi vomito no interfiere ni un segundo, ni uno, con el principio de que los presos, hicieran lo que hicieran, tienen que estar cerca de casa, porque para muchos y muchas –no todos- su casa es donde está su preso. Esto ha sido siempre así y rectificar ahora solo sería reconocer el error y el abuso. Fue un momento inolvidable. Porque solo somos respeto, libertad y tiempo, ¿no?

8 Comments:

Anonymous Txandrios said...

No sé lo que somos, pero intuyo lo que no somos y creo saber lo que nos gustaría ser. Ni como Floren Aoiz (uno de los bocachanclas que encaminó al desastre del Oldartzen), ni como los carceleros del Estado de derecho (¡ay! que me troncho de risa) del pais vecino.
Salud

9:18 a. m.  
Anonymous Soyamaiur said...

Que difícil lo pones.

Parto de que un solo día privado de libertad es terrible. De que me resulta una frivolidad poco inteligente y vengativa afirmar que 30 años en la cárcel es poco tiempo. ¡Un sólo día es mucho tiempo! Pero. Pero. Pero.

El dolor por acción, omisión y apoyo y que ha provocado el terrorismo de ETA es mensurable. Y es individual. Es individual el actor del delito y es individual la víctima. En ocasiones la víctima ha sido toda la sociedad. Hemos sido sometidos a un chantaje durante 40 años, que entre otros frutos amargos ha provocado una clase política nefasta que ha sido alimentada, y se ha alimentado, de la legitimidad que da el estar enfrente del terrorismo y de su chantaje. Igual que ha pervertido la clase política no ha ayudado a la salud del sistema judicial, ni penitenciario, ni nada. El terrorismo, una cosa que tiene, es que provoca mucha mierda allá donde está.

Y sigo. Creo que cada una de las personas que han sido juzgadas y encontradas culpables cumplen la pena de un delito que estaba estipulado en un Código. Atentaron contra ese Código Penal. Nadie aquí ha sido juzgado por ideas ni por posturas políticas. Esto es muy discutido, pero yo creo en el Sistema de Derecho, y no me van a apear de mi creencia quienes lo violan y cuestionan sistemáticamente. Para mí los únicos carceleros del Estado de Derecho (Txandrios) son quienes lo han estado apuntado con pistolas y matando a personas por sus ideas o por sus uniforme. Más todavía los últimos 20 años. Los últimos 10 años. Los últimos 5 años. Los últimos 3 años. ¡En este siglo!

Dicho lo cual. No debiera penarse sobre pena. Bastante sufrimiento es la cárcel para el encarcelado y sus familias como para además añadir más pena. El castigo sobre castigo es injusto. No el primer castigo, el segundo. Pero también diré que a mí me enseñaron de pequeña a no exigir sino pedir. Sin odiar a quien se pide. Desde la humildad se suelen conseguir más cosas.

11:13 a. m.  
Anonymous Marciano 2 said...

No sé si el Estado debe modificar su política penitenciaria.
Tampoco sé si la ONG que mataba gente debe seguir impediendo que sus miembros se acojan a medidas de redención de penas.
Solo tengo claro que el condenado tiene que pagar su pena para evitar que la justicia la haga cada uno al modo charlesbronsiano.

11:27 a. m.  
Anonymous Txandrios said...

"Nadie aquí ha sido juzgado por ideas ni por posturas políticas".
¿Otegi, Usubiaga, Egunkaria, Egin, Udalbiltza etc?. El mismo juez Bermudez en su sentencia exculpando a Udalbiltza cita textualmente que no se pueden perseguir ideas como lo hace el ministerio fiscal, la sentencia la puedes bajar por internet o te la facilito yo mismo.
Aquí se sigue juzgando el secesionismo como terrorismo.
Los delitos son individuales (código penal), así que quien haya quebrantado la ley que CUMPLA con su castigo. Pero no quien para el Estado de Derecho (sic), debería ser perseguido por secesionismo, o cualquier otra idea peregrina (por ejemplo borbones a los ...), tranqui Jorge no te pongo en un aprieto.
Tarde vamos en todo, ETA ha tardado mucho, demasiado. El Estado tarda mucho, demasiado ..., pero hay que ser optimistas.
Salud

1:32 p. m.  
Anonymous Txandrios said...

"Nadie aquí ha sido juzgado por ideas ni por posturas políticas".
¿Otegi, Usubiaga, Egunkaria, Egin, Udalbiltza etc?. El mismo juez Bermudez en su sentencia exculpando a Udalbiltza cita textualmente que no se pueden perseguir ideas como lo hace el ministerio fiscal, la sentencia la puedes bajar por internet o te la facilito yo mismo.
Aquí se sigue juzgando el secesionismo como terrorismo.
Los delitos son individuales (código penal), así que quien haya quebrantado la ley que CUMPLA con su castigo. Pero no quien para el Estado de Derecho (sic), debería ser perseguido por secesionismo, o cualquier otra idea peregrina (por ejemplo borbones a los ...), tranqui Jorge no te pongo en un aprieto.
Tarde vamos en todo, ETA ha tardado mucho, demasiado. El Estado tarda mucho, demasiado ..., pero hay que ser optimistas.
Salud

1:32 p. m.  
Blogger Iñaki A. said...

Es fácil, para quienes siempre hemos seguido las reglas del juego que otros han marcado.
Es fácil, para quienes confundimos, a veces de forma no tan inocente, lo legal y lo justo.
Es fácil, para quienes aceptamos que la irresponsabilidad ante la ley se contemple, impune, en nuestro marco constitucional.
Ese mismo marco que confía a una institución tan democrática como el ejército, la salvaguarde de la "unidad nacional".
Quienes elegimos sin rubor las casillas "La iglesia católica u otros fines".
Y cómodo.
Pero aunque sólo sea por profilaxis…
"Vistos cabeza abajo, los árboles vuelan.
Los coches flotan y los edificios cuelgan.
Algunas vece da gusto ver
El mundo vuelto del revés."
(Shel Silverstein)

Por cierto. Qué bello "Sólo somos respeto, libertad y tiempo" ¿Sólo? Me maravilla. Supongo que quieres decir, Nagore, únicamente.

5:15 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Aupa Jorge.

1:46 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Los que comenais sobre ideas y penas, no os dais cuenta de que Jorge no habla de eso.
Sólo quiere que no se condene a alguien que no ha cometido ningún delito. Que no se condene al que está fuera, que a bastante pena tiene.
D.

1:48 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home