05 diciembre 2012

P


Existe una tienda de periódicos en Pamplona –como las habrá en otros muchos lugares- que vende una notable cantidad de prensa diaria al Gobierno de Navarra. Es levantar la persiana y tener ya una venta bastante importante asegurada. O existía, no lo sé. A mi eso me parece bien, aunque me parecería mejor –idílico- que ese hecho fuese más repartido o rotara entre las tiendas que tienen dado de alta ese IAE. Pero es perfectamente legal y yo me alegro por esa gente, qué coño. Ahora bien, si con el ánimo de ahorrar algo, de disponer de más dinero para otros temas, el Gobierno decidiera –si existiera esa posibilidad, que no existe- que ellos mismos se iban a imprimir su propia prensa y gestionar sus plazos, costes y personal, me parecería también correcto. Cosa diferente sería si eso luego les sale bien o mal, pero como idea –ahorrar- está bien. La tienda, lógicamente, perdería bastante dinero –la prensa no supone riesgo para una tienda, porque no se compra, se paga lo que se vende, pero se gana poco por cada ejemplar y hay mil gastos en una tienda-, quizá le supondría un porcentaje muy alto de sus ingresos y quien sabe si pondría en riesgo su viabilidad tal y como tuviese diseñada su estrategia de ventas. Pero nadie le podría decir nada al Gobierno de Navarra, que no incumpliría contrato alguno. Pues bien, con las lógicas diferencias pero básicamente siendo lo mismo –los conciertos sanitarios son flexibles-, esto va a pasar con San Juan de Dios, que es un hospital privado, repito, privado. Y, entendiendo a sus trabajadores al 100%, a quien deben de mirar es a su empresa, porque eso no son recortes en la sanidad pública, no lo son. Que luego salga mejor o peor es otro tema, pero no confundan a la gente para buscar ayuda, pídanla y la tendrán sin confundir a nadie.

1 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Hola Jorge, aqui tu amiga "Camelania". Quería contarte que tengo a mi vecino, que el otro día en el ascensor, me contaba la historia de la reforma de su casa, que por cierto, yo que la he visto, siempre me ha parecido que a la pobre, le hace bastante falta. Claro, con estas cosas de la crisis y tal, el tio andaba mal de pasta Asi que me dice: mmmm, chica Camelania, sabes? resulta que me puse a hacer cuentas y vi que necesitaba: taladros, sierras, la pintura,artilugios varios ... Luego pensé.. puaff .. el tiempo que me va a costar esto, aqui pringando, con todas las cosas del curro que tengo pendientes,para el mes que viene. Y sabes? Juer,pues que mientras le daba vueltas al asunto, miró por la ventana y zas! veo a unos tíos currantes, de esos de mono blanco entrando en esa bajera de enfrente,que lleva ahi más tiempo que Matusalén y que pone "Pepe Gotera y Otilio. Reformas a dommicilio " Bajé y oye, unos fenómenos Sólo en la tabla de excel que me han hecho con el presupuesto, me ha parecido que sabían lo que hacían ( de hecho, yo no me aclaraba con lo mío, jobar que torpe soy).Me lo han dejado a un precio increíble y la casa está ya para visitas, vendrás a verla, no? Apañao!! .Por cierto, por si no lo sabías el jefe de los tíos estos es primo del del kiosko de la esquina.
Un saludo.

7:40 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home