05 mayo 2013

Por todo


Hubo un tiempo lejano en las estaciones pero perenne en la memoria en el que salir a la calle no era fácil, un tiempo en el que los días de lluvia se sucedían tan seguidos, incluso con tormentas mañana, tarde y madrugada, que la humedad calaba hasta lo más profundo de los huesos y anestesiaba el alma y apenas quedaban arrestos para elevar una queja audible, para dejar de girar sobre uno mismo de la cocina a la ventana y de la ventana al baño y del baño a la cama sin comprender nada, como ateridos por el fuego, que dicen que cuando quema la carne produce el mismo efecto que el hielo. Las calles estaban llenas, de ancianos y niños y fiestas y sueños y prensa y amor y odio y parejas y sueños y locura, una locura que lo detenía todo cuando le daba la gana y nos detenía a todos, casi sin excepción, mientras una bandera o una lágrima de una viuda devastada o como mucho un ministro de gafas negras y cara de malo y poco más eran el último recuerdo de una vida arrancada de cuajo mientras seguía la vida en la casa de al lado y en la de al lado y en la otra pero ya nunca más en la suya. Hubo ese tiempo y muy pocos, poquísimos, tuvieron la altura moral de aparcar lo diferente para unirse en lo básico y salir a la calle a decir algo sin palabras, con gestos, con miradas firmes y brazos caídos por la rabia y el dolor y el asco y la esperanza, una esperanza tan difícil de mantener que vista hoy solo puede provocar admiración, agradecimiento y homenaje ante todos ellos y ellas, que dieron la cara por los cobardes, por los dubitativos, hasta por los muchos y muchos fascistas que poblaron y aún siguen poblando esta tierra y que les apedreaban y marcaban como al ganado. Mucho antes que casi todos, se comportaron como seres humanos de altura. Gesto por la Paz, gracias, eskerrik asko.

2 Comments:

Anonymous Belostenny said...

Jordi, estupendo artículo ...yo no me arrepiento de nada de lo que hice ni de lo que no dije, igual de haber faltado muchos días...pero espero que algunos de los que estaban enfrente recuerden con vergüenza lo que hacían y decían..

10:01 a. m.  
Anonymous Txandrios said...

Buen trabajo el de este grupo. Sin amedrentarse por nadie.
Salud

5:50 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home