06 septiembre 2009

Como siempre

Como no podía ser de otra manera para que las tradiciones sigan siendo tradiciones, el jurado del Príncipe de Asturias de los Deportes cometió una nueva tropelía otorgando el galardón a la pertiguista rusa Elena Isinbaeva en detrimento, sin ir más lejos, del etiope Haile Gebrselassie –por no hablar de Roger Federer y menos de Ángel Nieto-. Para situarnos, la pértiga femenina es un deporte que no tiene ni 15 años de historia –la checa Bartova fue la primera plusmarquista mundial en 1995 con 4,10, casi un metro menos que ahora-. Otorgarle un reconocimiento de este nivel a una atleta, por muy buena que sea, que practica una prueba casi sin historia –sólo se han disputado tres finales olímpicas hasta la fecha- frente a un hombre que como Gebrselassie compite en distancias que ya se disputaban hace más de 100 años y que desde hace 16 años es junto con su compatriota Bekele el mejor fondista de la historia es un insulto serio a los seguidores del atletismo –del pelo que lo fue para los aficionados al motociclismo cuando le dieron el premio a Sito Pons-, que no entienden cómo se puede demostrar que hay un atleta mejor que Gebrselassie, que ha sido plusmarquista mundial de 5.000, 10.000 y que en la actualidad lo es del maratón, una prueba que preparan y corren millones de atletas federados y populares en todo el planeta. Isinbaeva –en su derecho está- está subiendo centímetro a centímetro y cheque a cheque su récord mundial y es una deportista excepcional, pero, definitivamente, está aún muy alejada del nivel que se debería demandar o que al menos presentaban el etíope o el mismo Federer. Es una pena que los miembros del COI que le dieron el varapalo a Madrid 2016 no le comenten también a Lissaveztky que dejaran de hacer el ridículo con este premio. Por rematar.

2 Comments:

Blogger koldaz said...

El otro día oí por radio una entrevista a un miembro del jurado del Asturias y aseguraba jovial y alegremente que lamentaba que no se lo dieran a Bolt o cualquier otro con mucho más mérito que Ishinbayeva PERO que el jurado (su mayoría... daba a entender, como no incluyéndose) habían -tácitamente- acordado que, previa consulta telefónica al posible ganador, si no pensaba acudir a recoger el premio.... pues hala.... no se lo daban PARA NO DESLUCIR EL ACTO. ¡¡Cuestión de imagen!!... protocolaria, que no deportiva... Besos Jordi. Kol

5:45 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

habría que dejar de darle tanta bola a este premio que no se sabe si premia la trayectoria humana del deportista, el currículo,la temporada, la nacionalidad o el rh. Es una farsa

1:55 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home