24 junio 2012

Acoso


Xabi Alonso me acosa. Le he dicho mil veces –se lo he gritado- que yo no soy Nagore, que solo soy Nagore de apellido, que no de nombre, pero no ceja. Me tiene harto. Cada vez que abro mi correo de Yahoo, aparece. Y bañao en colonia, como si a mi me fuera a engañar con esos trucos baratos. Boss, creo que se llama, la colonia. Se pone ahí en el lado izquierdo, con cara de interesante, y no puedo ni ver la bandeja de entrada, ni darle al Salir, ni a Redactar un nuevo mensaje. No hay manera. Tengo que darle a Refrescar la página para que se vaya. La primera vez que le di a Refrescar me acojoné, obviamente. Pensé lo peor. Llamé a mi rival: por favor, ven, ponte detrás. Se puso. Le dí a Refrescar. De eso hará 15 días. No la he vuelto a ver. Sé que está viva, porque le paso la comida de ventana a ventana por las cuerdas del tendedero. Y, de vez en cuando, me manda algún correo desde su ordenata. Para ver qué tal la familia y los colegas y eso. Desde Yahoo. Antes ella era de Hotmail. Apesta a Boss por toda la casa, eso sí. En contrapartida, me he hecho unos vídeos caseros en los que salgo de tobillos para abajo y desde hace una semana me aparezco en el correo de Nagore, la moza de Xabi. No me pagan, pero al menos me expreso. Tengo ya varias denuncias y todas las puertas entablilladas. Se nos esta acabando la comida. Nagore es muy maja, pero demasiao puesta para mí. Le pega más Xabi. Le he planteado que si su marido me deja de tocar los huevos yo me lavo los pies. Me dice mi rival por mail que le dice Xabi que deje en paz a su mujer. Así, literal. No te jode el niñato: ¡roetranchettes! He probado a contactar con Yahoo. No hay nadie. Me he hecho de Hotmail. Me sale Esperanza Aguirre, soy un sortudo. Yo solo espero que acabe la Eurocopa para irnos de vacaciones. Los cinco.

1 Comments:

Blogger Iñaki A. said...

Siento tanto asco, que me cuesta hasta opinar. Vomitar sería más propio. Pero lo de hoy puede tener su lado divertido.
Hugo Boss, después de ser filo comunista y mantener relaciones estrechas con judíos, se convirtió al nazismo y diseñó algunos y fabricó gran parte de los grandilocuentes uniformes que utilizaron aquellos tíos tan salaus. Se salvó, gracias a ello, de la bancarrota en la crisis de 1931.
Denunció a sus ex amigos judíos para reforzar su imagen ante el partido.
En sus talleres de Metzingen se sirvió de 180 trabajadores forzados, la mayoría mujeres judías.
No sigo. Ahí está la Wikipedia.
Bueno, pues ahí tenemos a Xabi Alonso, el buen y formalito vasco, anunciando esto. En fin, Xabi:
"Sé que tu mocedad te impulsa a entregarte con pasión a la vida cortesana que tantos atractivos tiene para los jóvenes caballeros como tú…" (Matilde Asensi).

Osasuna.

10:55 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home